La rabia se apoderó de los universitarios, quienes persiguieron y atraparon a los ladrones para después entregarlos a las autoridades.

Foto tomada del Internet

Texto Juan M. Garduño. 14 enero 2020. Fotos Internet y Cuarto Oscuro.

Alrededor de las 18:00 hrs., del lunes 13 de enero el sonido del botón de pánico dentro de las instalaciones de la Universidad Autónoma Metropolitana, unidad Iztapalapa, alerto a la comunidad estudiantil de tres sujetos que huían tras haber despojado de sus pertenencias a dos alumnos de la institución.

Compañeros indignados corrieron tras ellos y los atraparon pues los habían despojado de sus aparatos de comunicación móvil, así como de dinero en efectivo, sin saber el monto real.

Elementos de vigilancia de la institución acudieron a apoyar la detención de los probables responsables, donde ya asegurados, se solicitó el apoyo policiaco de la Secretaria de Seguridad Ciudadana (SSC) para ser trasladados en la patrulla con matrícula MX-002-E6, en primera instancia a la Alcaldía Iztapalapa y posteriormente a la Agencia del Ministerio Público, número 8.

Los alumnos denunciantes fueron llevados a bordo de otra patrulla de la SSC y en apoyo a ellos, los testigos que presenciaron el hecho se dirigieron al Ministerio Púbico (MP) a bordo de una camioneta tipo urvan con los logos de la institución educativa.

En las redes sociales, los alumnos llevan el seguimiento de lo que ocurrido, esperado que el caso no quede impune como ha ocurrido en otras situaciones. Por lo que exigen transparencia en el seguimiento del proceso.

Sin conocerse el porque los implicados del robo no fueron trasladados de un inicio al MP, en una publicación de Facebook, los alumnos afectados denunciaron que recibieron intimidaciones y amenazas por parte de los detenidos, mientras que las autoridades se muestran displicentes frente a la situación.

Los presuntos responsables, corresponden a un menor de edad, de aproximadamente 13 años, mientras que los otros dos, tendrán en promedio veinte años, los cuales fueron presentados ante la Agencia del Ministerio Público número 8, de la Alcaldía de Iztapalapa.

Se espera que sean asentadas las denuncias correspondientes, pues de lo contrario podrían saldrían libres en 48 horas, por lo que la comunidad universitaria, realiza un llamado a través de las redes sociales a la alcaldesa Clara Brugada que tome las medidas para hacer justicia en este caso, que no es el primero que ocurre en esta casa de estudios.